TACANA


   

Datos Generales:

Nombre del Pueblo:  Tacana

Familia Sociolingüística: Tacana

Ubicación:  Departamentos de La Paz, Beni y Pando; Provincias, Iturralde, Ballivián, Madre de Dios y Manuripi, Municipios, Ixiamas, San Buena Ventura y San Pedro. Principales núcleos de asentamiento, Ixiamas y Tumupasa.



Antecedentes y Organización Social:

La historia de los Tacana se remonta a la prehistoria, ya que los estudios arqueológicos demuestran importantes asentamientos precolombinos en la región que habitaban los Tacana en forma originaria, a la llegada de los españoles. Ya no quedan dudas de la influencia inca en la región, imperio que estuvo mucho más que estuvo mucho más integrado al Antisuyo.


La invasión inca logró desustructurar la organización social Tacana, obligándolos a aceptar un rol de intermediación entre la cultura andina y las de la Amazonía.

S
in embargo se ha sostenido también que la interacción entre las tierras altas y las tierras bajas data desde el periodo de la cultura Mollo (1200 d.C.).

Los españoles, realizaron más de 12 expediciones militares, buscando el gran Paititi, estas incursiones las hicieron en el área comprendida entre los ríos Tambopata, Madre de Dios, Tuichi y Beni. Informaciones de Pedro Anzúrez (1539), dicen que los indígenas vivían en asentamientos de 100 a 300 personas, en casas comunales, combinando la agricultura con la caza y la pesca. Eran dirigidos por jefes (Ecuai) y chamanes, sostenían diversos conflictos interétnicos, especialmente con los Lecos y los Mosetene.

 

La organización social básica de los Tacana, se fundamenta en la familia nuclear. Los Tacana tienen tendencia de contraer matrimonios endogámicos en un alto porcentaje, aunque ello no está prescrito y cualquiera puede casarse con personas de otro pueblo Tacana o pueblo de afuera, sin que ello cause un problema en la organización social.

 

Organización Económica:

La actividad económica de los Tacana se reparte entre la agricultura, la caza, la pesca la recolección y las artesanías, dentro del modo amazónico tradicional.

La agricultura es la actividad más importante y predominante, los Tacana se autodenominan “campesinos agricultores”, la agricultura es de roza-tumba y quema. El proceso agrícola es que cada unidad productiva de una o dos familias emparentadas, cultivan 1 hectárea de arroz y maíz; 1/2 ha. de maíz y de plátano; 1/4 ha. de yuca; los cítricos y otras frutas se plantan alrededor de sus viviendas. La organización del trabajo se basa en la ayuda mutua que se prestan por turnos entre parientes y vecinos, sea para el chaqueo, siembra o cosechas.


En Tumupasa, los Tacana a veces contratan trabajadores asalariados para labores agrícolas pero en poca proporción y sólo en situaciones especiales. Cuando hay buenas cosechas de arroz o maíz, se destina una parte para la venta.

Cazan todo lo que pueden, prefiriendo animales grandes que justifiquen el esfuerzo de desplazamiento de grandes distancias; la escasez de munición y el bajo precio de los cueros (cuando cazan para comercializarlos, son limitantes de la actividad).

 

Simbolismo:

Las creencias y prácticas religiosas tradicionales aún continúan ejerciendo una influencia muy importante en la vida cotidiana. De manera paralela a la cristiana, 10 chamanes celebran ceremonias tradicionales en fechas claves del calendario agrícola y de principios de año. Los chamanes por influencia del quechua son llamados Yanacona, pero en la lengua Tacana son Baba Tcuai o Tata Janana. No solamente son curanderos de conocimientos profundos de la herbolaria medicinal, sino también guardianes del bienestar de la comunidad y del universo. La perseverancia del chamanismo es muy fuerte y la fe que los indígenas depositan en ellos puede ser más intensa que en el santoral católico o los dogmas protestantes. Las ceremonias y sesiones chamánicas solicitadas para curaciones y limpias de chacos o la comunidad se realizan en todo el momento necesario, en casas de culto secretas en la selva. Las ceremonias religiosas y las meramente sociales (fiestas), son momentos y mecanismos en que se expresa la identidad como pueblo indígena de modo abierto, mientras que el resto de la vida, ellos niegan ser indígenas, su lengua y aspiran a vivir como campesinos castellano hablantes, con las costumbres y oportunidades del molde occidental de los criollos y mestizos.